CELOSAS Y ENOJONAS, EN RIESGO DE ALZHEIMER

Hace ya muchos años que los científicos descubrieron que los sentimientos negativos -ira, envidia, celos, intolerancia, egoísmo, soberbia, juicio- no solamente no son portadores de la felicidad, sino que además afectan nuestra salud de múltiples maneras, cáncer, infartos, insuficiencias de órganos vitales, úlceras, y las tan temidas enfermedades que afectan el cerebro.  ¿Por qué no probar los sentimientos positivos y llevarlos a su máxima expresión en nuestras vidas: la empatía, ponernos en los zapatos de los demás; tratar de comprender antes de emitir un juicio, respirar profundamente unas diez veces cuando sentimos que estamos a punto de perder la paciencia y enojarnos y la más importante, no hacer al otro lo que no nos gustaría que nos hicieran a nosotros.  Se trata de alcanzar la felicidad y la salud.

enojo-personalidad

Las preocupaciónes, los celos y el mal humor, asociados a un mayor riesgo de Alzheimer en las mujeres

Las mujeres que suelen ser ansiosas, celosas, o que a menudo están de mal humor y angustiadas en la mediana edad podrían tener un riesgo más alto de desarrollar Alzheimer, según un estudio de casi 40 años de duración publicado en la edición web de Neurology.

Sigue leyendo

La verdulera taiwanesa que dona todo el dinero que gana

Reconocida internacionalmente, esta persona descubrió que volver a las necesidades básicas, pensando en sus semejantes, es fuente de plenitud. 

altruista

A sus 63 años, encorvada a pesar del cinturón de sujeción, Chen Schu Chu atiende su puesto de verduras en el este de Taiwán.

Trabaja en él 18 horas al día, seis días a la semana.

Sin importar el dinero que gana con esas jornadas de trabajo tan largas, sólo gasta muy pocos dólares en sí misma. Lo demás lo dona.

Sigue leyendo

Conoce 3 alternativas caseras para las pastas dentífricas

Hace algunos años, los dentistas recomendaban las sales de fluoruro para prevenir problemas de caries. Se creía que este compuesto incoloro y soluble en agua, bloqueaba la acción de cualquier bacteria en los dientes, e incluso en el sistema digestivo.

No obstante, de acuerdo con la información proporcionada por la Organización Mundial de la Salud (WHO, por sus siglas en inglés), el uso excesivo del fluoruro puede provocar serios problemas en el sistema digestivo, en la dentadura y otras enfermedades. Por ejemplo, se relaciona la pérdida del esmalte dental y el desgaste de los huesos con el abuso de este compuesto químico.

pastadedientes

Incluso, de acuerdo con el doctor Russel Blaylock, otra posible consecuencia del uso excesivo del fluoruro es la alteración en la producción de la melatonina, la hormona reguladora del sueño; y también el incremento en la absorción del aluminio en el cerebro (lo que propaga el metal tóxico a lo largo del cuerpo).

Sigue leyendo

Buscando soluciones reales a la actual situación de crisis global