Soledad

 

En New Scientistleemos que nuestra actitud hacia otra personas puede afectar nuestra salud. Sentirnos solos incrementa el riesgo de sufrir desde ataques cardiacos, depresión, demencia, mientras que las personas que están satisfechas con su vida social, duermen bien, envejecen más lentamente y responden mejor a tratamientos médicos. El efecto es tan fuerte que curar la melancolía es tan bueno para la salud como dejar de fumar, según los científicos que han pasado sus carreras estudiando los resultados de aislamiento social.

Por lo tanto las personas que tienen una vida social cálida, y relaciones afectuosas, no se enferman y viven más. Todos los estudios más recientes y veraces prueban que el ser humano es una criatura social y su estado correcto es vivir en unidad con la sociedad y tener buenas relaciones con todos.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *