Un estudio alerta de la prevalencia de apnea del sueño en niños obesos

Nuestra actual sociedad ha privilegiado todos los medios para favorecer a adquirir malos hábitos alimenticios, con sus correspondientes cobros de facturas.     Por supuesto que este problema de apnea y obesidad, solo se solucionara corrigiendo la parte interna del humano.   Debemos hacernos consientes de identificar, que realmente nos conviene, hacia donde enfocar nuestras energías, hacia donde queremos llegar como humanidad.
La importancia de estas decisiones, realmente nos atañen.

La-Necesidad-de-Una-Alimentación-Consciente-Vida-Activa

Neumólogos piden implementar programas de detección de este tipo de enfermedades del sueño en menores.

Un estudio realizado por el Grupo de Investigación Integrada en Sueño de la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (Separ), en el que ha participado el Hospital Marqués de Valdecilla, ha alertado sobre la elevada prevalencia de la apnea del sueño en niños obesos.

Según el estudio, la inflamación sistémica es más pronunciada en los niños obesos con apnea, hecho que agrava el sueño perturbado y altera el intercambio de gases durante la respiración, por lo que recomienda desarrollar programas de concienciación de la apnea en la obesidad pediátrica y crear herramientas de diagnóstico eficaces.

El trabajo destaca, entre otras cosas, que uno de los principales factores de desarrollo de la apnea infantil es la hipertrofia adenoamigdalar. El estudio pretendía determinar la contribución de la obesidad y la hipertrofia adenoamigdalar en la apnea. Y para ello, se han evaluado los factores de prevalencia y riesgo de apnea del sueño en una muestra de niños obesos, ha explicado la neumóloga María Luz Alonso, miembro del Grupo Español de Sueño de la SEPAR y que trabaja en la Unidad del Sueño del Hospital Universitario de Burgos.

El estudio, que se ha realizado en dos fases y que se titula «Obstructive Sleep Apnea in Obese Community-Dwelling Children: The NANOS study», se ha publicado en la revista «Sleep».

Se trata de un estudio en el que han participado neumólogos, neurofisiólogos y pediatras de los hospitales universitarios de Burgos, Vall d’Hebron de Barcelona, de Valdecilla, de San Pedro de Alcántara de Cáceres y de Álava, con la colaboración del doctor David Gozal, del Corner Childrens Hospital de Chicago.

Según los resultados del estudio, la elevada prevalencia de la apnea obstructiva del sueño en la población infantil obesa hace imprescindible implementar programas de detección de este tipo de enfermedades del sueño en pacientes con estos perfiles.

Los resultados «ponen de relieve la necesidad de realizar exámenes para la detección de apnea en los niños de la población española con obesidad», según Alonso. «Es necesario -ha añadido la neumóloga- mejorar los cuestionarios de evaluación existentes y adaptarlos específicamente a la población infantil obesa para lograr mejores resultados de detección».

Fuente: ABC

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *