La UNESCO alerta por el alto costo de “la mala educación”

Comentario:

El nivel educativo de un país siempre se refleja en el nivel de la sociedad que lo conforma. Es obvio que la falta de desarrollo social, educativo, de seguridad,  etc., están asociados directamente a la deficiencia en educación.

Debemos esforzarnos por instituir una nueva educación que nos ayude a obtener una mejor calidad de vida. Almacenar una gran cantidad de información no nos garantiza nada,  debemos comenzar a aprender de  las leyes integrales de la naturaleza y aprender a vivir en armonía con ella: esa será la mejor solución para nuestro problema. Todos vivimos en el mismo sistema de vida, pero no lo entendemos, no sabemos cómo evitar  hacernos daño.  

Necesitamos un sistema que nos desarrolle a un grado verdaderamente humano, necesitamos una Educación Integral

mala-educacion

La Unesco le puso un número a la crisis de la educación en el mundo. Son 129.000 millones de dólares los que malgastan el conjunto de los gobiernos al año, por brindar “una educación de mala calidad”.

Esos miles de millones de dólares se pierden, dicen los expertos, ensistemas educativos que no garantizan que los niños aprendan. El organismo de la ONU estimó que uno de cada diez chicos en edad de ir a la escuela no están adquiriendo “las competencias básicas en lectura” y tienen graves falencias en matemática. De allí surge el número del derroche: es el 10% del gasto global en educación.

El informe “Seguimiento de la Educación para Todos en el Mundo 2013-2014” –el más importante de la UNESCO en la materia– afirma que en los últimos diez años muchos países aumentaron el número de niños escolarizados, pero sin embargo muchos de esos chicos dejan el sistema con conocimientos mínimos de lectura y cálculo.

“La situación en la región es muy desigual: hay países que han logrado mucho progreso y otros que a pesar de cierto progreso no alcanzarán las metas de enseñanza fijadas para 2015”, dijo a Clarín Jorge Sequeira, director de la Oficina de Educación de la UNESCO para América Latina y el Caribe.

Entre este último grupo está la Argentina. Sequeira destaca que, si bien nuestro país presenta progresos en el acceso a la educación, así como en las condiciones estructurales de sus sistemas educativos y de sus instituciones, uno de los principales desafíos es el mejoramiento de los resultados de aprendizaje de sus estudiantes.

Los resultados de la última prueba internacional PISA –que mide los conocimientos en lectura, matemática y ciencias en alumnos de 15 años que van a la escuela– ya había mostrado en diciembre que más de la mitad de los chicos argentinos no comprenden lo que leen. La Argentina invirtió el año pasado el equivalente al 6,4% del PBI en educación, sin embargo la comprensión lectora de los alumnos de 15 años en 2012 resultó inferior a la registrada en 2000, cuando empezó a tomarse esa prueba.

El documento de la UNESCO pone el foco en la necesidad de incentivar la profesión docente. “Los buenos docentes son la clave para lograr una mejora y se insta a los gobiernos a que destinen a los mejores profesionales a la enseñanza de aquellos que más necesitan.” Para Sequeira, Argentina se encuentra en una posición muy favorable para llegar a las metas. Pero “la calidad de la educación merece mucha más atención”.

Fuente: El Clarin

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *