El profesor que se rapó por su alumno

¡Esto prueba cuán vanos son nuestros prejuicios! 

Cuando supo que uno de sus estudiantes era matoneado por no tener pelo, un maestro iraní se afeitó la cabeza como muestra de apoyo. Ali Mohammadian, de 45 años, no se limitó a detener el acoso escolar con su gesto, sinque inspiró a su clase de más de 20 estudiantes a hacer lo mismo, informó The Guardian.

El estudiante Mahan Rahimi, de 8 años de edad, padece alopecia debido a los tratamientos que recibe para una extraña enfermedad de su sistema inmune. En diciembre, Mohammadian publicó una foto de sí mismo con Rahimi en la red socialFacebook. La imagen se extendió en línea e incluso llamó la atención del presidente de Irán, Hassan Rouhani.

maestro
«A Mahan lo aislaron por su calvicie, su sonrisa había desaparecido de su rostro y yo estaba preocupado por su rendimiento en clase. Por eso pensé en afeitarme la cabeza, para ponerlo otra vez en rumbo», dijo el maestro.
Mohammadian fue entrevistado por medios nacionales de su país. Incluso el ministro de Educación de Irán, Ali Asghar Fani, lo invitó a Teherán para un agradecimiento formal. El gobernador de la provincia de Kurdistán, Abdolmohammad Zahedi, también le transmitió un mensaje del presidente.

En cuestión de días, los otros 23 estudiantes de Mohammadian insistieron en que querían estar calvos. «Les dije que esperaran a que el frío del invierno terminara, pero cuando volvimos de Teherán, todos se habían afeitado», dijo el docente. «Entré a la clase y todo el mundo estaba calvo».

Según el profesor, los médicos de la capital del país también han enviado muestras a Alemania para hacerle un diagnóstico al pequeño.

 
«Desde que los compañeros de clase de Mahan lo apoyan, la sonrisa volvió a su cara», dijo Mohammadian.

La semana pasada, un niño de primer grado en Missouri (EE. UU.) también llamó la atención por afeitarse la cabeza en una muestra de apoyo a su mejor amigo que recibía quimioterapia.
 
Asimismo, el expresidente estadounidense George H. W. Bush se rasuró en un gesto de solidaridad con Patrick, un pequeño de 2 años de edad e hijo de un miembro de su equipo de seguridad, quien lucha contra la leucemia y los tratamientos le producen caída del pelo.
Fuente: Semana.com

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *