Mala calidad del aire, segunda causa de muerte en bebés

En las últimas décadas la contaminación ambiental en el mundo entero va en aumento a una velocidad que da miedo, al grado que ya es común ver ciudades con grandes concentraciones de smog, ríos con residuos de aceites, talas descomunales de bosques y un sinnúmero de manifestaciones de alteraciones tales como las muertes de bebés señaladas en este artículo.

Lo realmente impacta es que nadie se da cuenta, ni dimensionan el grave problema  que significa y lo digo por las acciones tan tímidas y fuera de foco, cargadas de beneficios personales de sus gestores.

La naturaleza ya no puede esperar a que reaccionemos y tenemos que hacer esfuerzos sinceros por salir de este analfabetismo ambiental, antes de ser obligados en términos no deseados.

Muy-mala-calidad-del-aire

La alta contaminación de aire es la segunda causa de mortalidad en recién nacidos en el país, según cifras de la Organización Mundial de la Salud (OMS)- Organización Panamericana de la Salud (OPS).

En conferencia de prensa, especialistas de esta organización alertaron que la mala calidad atmosférica es la segunda causa de muerte de niñas y niños entre cero y seis años.

Agnes Soares, asesora regional de la OPS, explicó que la evidencia más reciente demuestra que la contaminación del aire es causa de enfermedades respiratorias, cardiovasculares y cáncer de pulmón.

Se estima que por cada 10 metros cúbicos de incremento de partículas PM10 hay un aumento de 0,5% de riesgo de muerte.

Ante este panorama, afirmó la doctora Soares, la OMS recomienda directrices más estrictas para reducir la contaminación y mitigar los daños que ésta provoca en la población.

En México la norma oficial para partículas menores a 10 micras (PM10) rebasa en 140% el límite recomendado por la OMS, y en 160% el límite sugerido para las menores a 2.5 micras.

Carlos Dora, coordinador en el Departamento de Salud Pública y Determinantes Ambientales y Sociales de la Salud de la OMS, destacó que la contaminación atmosférica es responsable del 15 % de la muertes por neumonía en niños menores de 5 años; del 22 % de las enfermedades y muertes por enfermedades isquémicas del corazón y del 5% de muertes por Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (EPOC), esto último debido a la contaminación ambiental por ozono.

Agregó que los vehículos motorizados son una de las fuentes principales de contaminación del aire en las grandes ciudades, «un transporte urbano sustentable, debería ser parte de las políticas públicas para contrarrestar el riesgo de la contaminación del aire y su efecto, reduciendo enfermedades crónicas, lesiones y mejorando la equidad en la salud», expuso.

Alan Jiménez, responsable del área de participación infantil de la Red por los Derechos de la Infancia en México (REDIM), dijo que es urgente actualizar las normas oficiales mexicanas a los límites propuestos por la OMS, esto como parte de políticas públicas integrales que lleven a garantizar el derecho a la salud de niñas y niños.

Fuente: El Universal

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *