Evitar compras impulsivas, comida alta en calorías y otras razones para dormir bien y no trasnochar

Somos el resultado de todo aquello que nos rodea, el stress en que vivimos, afecta directamente nuestra salud. Todo aquello que va en contra de nuestra naturaleza, como no dormir, trae consecuencias graves en nuestro estado; nuestro comportamiento impulsivo generalmente se debe a los estados anímicos que estamos viviendo, ya sea por presión, angustia, etc. Si todos tratamos de vivir en armonía en nuestra sociedad, si buscamos y damos respeto y aceptación a todos y cada uno de nuestros vecinos en nuestra comunidad, este tipo de trastornos va a disminuir, y nuestra calidad de vida se verá muy favorecida.

compras

La importancia de dormir ha sido estudiada por múltiples especialistas a lo largo de la historia de la humanidad. Sin embargo, además de los obvios beneficios que un sueño reparador trae al organismo, un grupo de científicos estadounidenses encontraron uno nuevo. Investigadores de la Universidad de Wisconsin encontraron que dormir es crucial para la producción de mielina, una proteína liposoluble que protege las células del sistema nervioso y que actúa como un auténtico lubricante para el cerebro. El organismo produce mielina al dormir, específicamente cuando soñamos.

Sin embargo, si el sujeto, en cambio, es obligado a permanecer despierto, la proteína no se genera y hay más células que sufren estrés y mueren. Por su parte, los científicos creen que será posible utilizar este descubrimiento para mejorar el estado de pacientes con enfermedades que atacan al sistema nervioso, como la esclerosis múltiple, publicó Journal of Neuroscience.

La mielina permite la transmisión de los impulsos nerviosos entre distintas partes del cuerpo gracias a su efecto aislante, pero su pérdida por enfermedades ocasiona graves trastornos del sistema nervioso debido, entre otras cosas, a que los impulsos eléctricos no se conducen con suficiente velocidad. La producción de esta proteína representa el último descubrimiento que involucra al sueño, un proceso imprescindible para vivir pero del que se ignoran muchas de sus consecuencias, ya sea por la ausencia de este o por su exceso. Sin embargo, en lo referente a la ausencia de sueño, también se ha encontrado que esta no sólo incrementa el cansancio y la irritabilidad en las personas, sino que también puede hacer aumentar de tallas.

Luego de ser privados de una noche de sueño, los participantes de un estudio demostraron una gran tendencia a comprar comida alta en calorías y una quinta parte más pesada que sus compras promedio. Científicos de la Universidad de Uppsala, en Suecia, encontraron que un pobre descanso o la ausencia total de sueño resulta en elevados niveles de una hormona que está relacionada con la activación del hambre. Por otra parte, los sujetos también manifestaron otras tendencias como una reducida fuerza de voluntad o una impulsiva toma de decisiones, los cuales pueden ser culpables de estos impulsos voraces, publico Daily Mail. En las pruebas, los adultos que estuvieron una noche entera sin dormir se les dio una selección de 40 alimentos a la mañana siguiente. Ellos compraron comida con un 9% más de calorías, en comparación con los alimentos que compraban tras una noche de sueño placentero.

De esta manera, los científicos sostienen que ir de compras cansado puede tener un efecto devastador en el bienestar general del organismo, mientras que en lo individual provoca la selección de mayor cantidad de comida en cada compra. “Nuestra hipótesis es que el impacto de la privación del sueño en el hambre y en la toma de decisiones pueden convertirse en la ‘tormenta perfecta’ para el consumo y la compra de alimentos, dejando a los individuos con más hambre y menos capaces de emplear el autocontrol y procesos de toma de decisiones de alto nivel para evitar hacer compras impulsivas, conducidas por las calorías”, dijo Colin Chapman, autor principal de la investigación.

Fuente: Sin Embargo

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *