Crecimiento de la población mundial

Pese a que intuitivamente sería de esperar que en el futuro el número de habitantes de nuestro planeta continuase creciendo, según el último modelo, elaborado por investigadores de la Universidad Autónoma de Madrid, la población de nuestro planeta se estabilizará a mediados de este siglo, alrededor de 2050. A la hora de hacer predicciones sobre la evolución de la población mundial en el futuro hay que tener en cuenta tanto las tasas de natalidad como las de mortalidad. Puesto que en los últimos años los avances médicos y el aumento de la esperanza de vida han hecho descender la mortalidad, parecía que el mundo avanzaba hacia la sobrepoblación. Sin embargo, lo cierto es que el número de nacimientos también ha descendido, y se prevé que lo siga haciendo en el futuro. Según las estimaciones de la Organización Nacional de las Naciones Unidas (ONU), la población mundial en 2100 se moverá entre los 15.800 millones de personas para la estimación más alta, y los 6.200 millones para la más baja, una cifra incluso por debajo de los 7.000 millones actuales.

El nuevo trabajo, que se publica en la revista Simulation, confirma la estimación más baja y, según los resultados, predice que a partir de 2050 la población de la Tierra se estancará e incluso descenderá. Para llegar a estas conclusiones, los investigadores han empleado los datos de series de población que ofrece la ONU y han aplicado ecuaciones matemáticas que se usan en otros ámbitos de la ciencia. “Se trata de un modelo que describe la evolución de un sistema de dos niveles en el que hay una probabilidad de paso de uno a otro”, ha explicado a SINC Félix Muñoz, uno de los autores.

Las predicciones confirman que las tasas de natalidad seguirán descendiendo. De hecho, la tasa de fertilidad ha caído más de un 40% desde 1950. “Este trabajo es un elemento más de juicio para el debate, aunque nosotros no entramos en las importantes consecuencias económicas, demográficas y políticas que puede suponer la estabilización y envejecimiento de la población mundial”, ha concluido Muñoz.

Comentario:

Es cierto que la tasa de natalidad está descendiendo a un ritmo alarmante, y en las próximas décadas la mayoría de los países se enfrentaran a una falta de renovación de las generaciones. Este es un problema muy serio, asociado con la pérdida de las tradiciones y de las bases de la familia en la sociedad.

La crisis demográfica ya ha comenzado. Cuarenta y dos por ciento de la humanidad no se reproduce. Esto nunca había sucedido antes. Esta situación no tiene precedentes en la historia del mundo.

Solo tenemos que echar un vistazo a nuestras familias y veremos que los abuelos formaban familias entre 6 y 12 integrantes y ya desde el 2008 la tasa de fertilidad se situó en 1,5 hijos por pareja, dato que nos deja en muy mala situación si pensamos en la importancia de que se produzca un correcto relevo generacional.

 Esto indica que estamos ingresando en un estado nuevo del cual la humanidad no tiene experiencia alguna y es necesario entender, ¿Qué esta pasando en este nuevo mundo integral? ¿Qué nos esta exigiendo la madre naturaleza?

Afortunadamente los científicos y estudiosos de estos menesteres ya detectaron esta tendencia.

Esperemos ser capaces de desarrollar una educación que nos capacite en como integrarnos en todo este proceso de transformación que  a nivel global se está revelando.

Fuente: Muy Interesante

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *