Siempre hay sueños

Comentario:

Todos los seres humanos de este planeta tiene sus sueños, en cada lugar las personas tienen aspiraciones, cada quién tiene un sueño por realizar. 

La barreras que separan unos sueños de otros se concentran en las diferencias de los mismos soñadores, es decir, cuando uno establece un sueño, una aspiración, ésta se funda en lo que esa persona puede obtener de su sueño. La mayoría sueña con alcanzar cierto grado de placer en alguna actividad, pero en general, estas aspiraciones las determina una carencia, del tipo que sea, y en numerosas ocasiones las circunstancias nos orillan a buscar nuevos sueños. Podríamos inclusive decir que los sueños del individuo se derivan de la influencia que recibe del medio ambiente.

Es posible que al realizar sus sueños la persona proceda sin tomar en cuenta los sueños de otros, sin darse cuenta que lo que se desea, implicará acciones que afectarán las vidas de quienes lo rodean. Y estos a su vez estarán experimentando condiciones similares.  Son circunstancias que nadie toma en cuenta, y de ahí que unos se sientan frustrados por no poder hacer realidad sus sueños y otros por verse afectados por éstos.

Es pues indispensable entender que al actuar para realizar un sueño directamente habrá consecuencias que afectarán a otros, que al mismo tiempo intentan llevar a cabo sus propios sueños.  Es decir, afectar positiva o negativamente los sueños de otras personas repercutirá indudablemente en todos, por ello, si se busca que otros realicen sus sueños en función de los de uno, implica una correspondencia mutua y un trabajo en conjunto para realizar los sueños de todos, lo que se traduce en el sueño de una sociedad en su conjunto. 

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *