El 60% de la Población Económicamente Activa trabaja en la informalidad, estima la Secretaría del Trabajo

En México, el 60 por ciento de la Población Económicamente Activa (PEA) trabaja en la informalidad, incluso dentro de empresas establecidas y gobierno, dijo Patricia Martínez, subsecretaria de Empleo y Productividad Laboral de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STyPS). En el marco de la entrega de microcréditos a vecinos del municipio de Naucalpan, dijo que aproximadamente son 28 millones de personas las que laboran en la informalidad porque carecen de seguridad social y otras prestaciones.

Y de estás, acotó, dos millones son trabajadoras domésticas y seis millones están empleados en empresa bien establecidas pero contratados sin prestaciones. “Esta situación la hemos detectado en todos los sectores, en la gama de servicios, en la industria, asociaciones, incluso dentro del sector gubernamental, son aproximadamente seis millones de mexicanos los que están en estas condiciones, trabajan en empresas bien establecidas pero no tienen seguridad social”, apuntó. Por ello, indicó que se están diseñando programas para disminuir la cifra de informalidad e incorporar a estos trabajadores de los diversos sectores a la formalidad. “Necesitamos hablar con los microempresarios, principalmente, que no están dados de alta y que sobre todo contratan a jóvenes y mujeres”. Subrayó que la meta de creación de empleos del gobierno federal, es del orden de un millón de nuevas fuentes de trabajo formales.

Comentario:

Este problema no es exclusivo de un solo país. La base de los sistemas económicos de los gobiernos sobre todo en Latinoamérica no incluye a todos los sectores de la sociedad; es por ello que una gran parte de la población busca maneras alternas de solucionar su problema económico. Si todos los miembros de la sociedad buscaran la solución para todos, calculando el panorama en forma global sería más fácil resolver la problemática económica y social. Todos los miembros de una sociedad son valiosos y todos tienen un papel que jugar.

Fuente; Sin Embargo

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *