Costumbres y Costumbres

Comentario:

Tirar arroz a los novios después de la ceremonia religiosa era símbolo de buenos deseos de descendencia y fertilidad, también  de prosperidad y buena suerte. ¡Qué no hubiera carencias!

En la actualidad esta costumbre en algunos lugares se ha cambiado por pétalos de rosa,  representando un deseo dulce para la nueva familia. Para otros representa un contraste social, un desequilibrio entre los que tienen y los que no.

Hoy estamos convencidos que dependemos unos de otros; la naturaleza nos empuja a confrontarnos con estas fuerzas del bien y el mal, al tratar de unirnos. El bien se revela si lo deseamos. ¡Cuán alejados estamos de la conexión entre nosotros!

Sin nuestro sufrimiento, nuestra tarea no diferiría de la asistencia social.» Madre Teresa de Calcuta

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *