La deforestación del Amazonas se reduce

 

Brasil logró reducir en 2011 la deforestación del Amazonas a su nivel más bajo desde que en 1988 el Instituto Nacional de Investigaciones Espaciales comenzara a hacer esa medición, según datos dados a conocer durante un acto para celebrar el Día Mundial del Medio Ambiente. En concreto, la mayor selva tropical del mundo perdió 6.418 kilómetros cuadrados de cobertura vegetal entre agosto de 2010 y julio de 2011, lo que implica una reducción del ocho por ciento en comparación con la etapa 2009-2010.

 

El Amazonas es el bosque primario más grande que queda en el planeta y alberga más biodiversidad que cualquier otro lugar de la Tierra. Sin embargo, la deforestación y el cambio climático lo ponen en peligro. Una gran proporción de la deforestación en el país, con picos en las décadas de 1970, 1980 y 1990, se atribuye a la tala para establecer zonas de pastoreo, por intereses comerciales, especulativos, políticas gubernamentales equivocadas, etc.

La buena noticia se da a conocer a tan solo unos días de que comience en Río de Janeiro la Conferencia sobre Desarrollo Sostenible Río+20, a la que asistirán más de un centenar de líderes y jefes de Estado.

Comentario:

Estamos hablando del pulmón del mundo. Imagine que por intereses comerciales o especulativos y políticas gubernamentales equivocadas, alguien le extirpara a usted uno de sus pulmones y si lo permitiera el otro también.

Las implicaciones de esta noticia son tan variadas y graves que les invito a reflexionar sobre ellas profundamente. La naturaleza colocó en el planeta una fuente de flora y fauna silvestre para nuestro beneficio, una cobertura vegetal indispensable para la existencia de los seres creados y se han perdido miles de kilómetros cuadrados porque alguien explotó estos recursos naturales indiscriminadamente durante décadas.  Por supuesto gracias a la desmedida ambición de unos cuantos, pueblos enteros de naturales de ese país tuvieron que huir de la tala desmedida del mayor tesoro natural del planeta. La riqueza de toda la humanidad se quedó en los bolsillos de unos cuantos.

Muchas voces se han alzado en defensa de la selva amazónica y ahora se realizará una Conferencia de Desarrollo Sostenible, pero no se hagan ilusiones, pues mientras todos nosotros no nos demos cuenta que la naturaleza es nuestro patrimonio y empecemos a educar a nuestros hijos en ese sentido, los cambios positivos serán muy reducidos. Enseñemos a nuestros hijos a plantar árboles, regarlos y protegerlos. Vamos a enseñarles a cuidar todos los niveles de la Naturaleza de la cual todos formamos parte.

 

Fuente: Muy Interesante

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *