Urgen a salvar a los jóvenes del suicidio

Ante e el incremento de los suicidios en el DF, especialmente de jóvenes de entre 15 y 29 años, la diputada del PRD en la Asamblea legislativa, Roció Barrera, urgió a la Secretaría de Salud y a la de Educación en la ciudad para que emprendan campañas de prevención de manera inmediata.

Dijo que tras haberse incrementado el número de suicidios en los últimos años, llegando ya a dos diarios, es indispensable que los mecanismos de protección a la juventud incidan en el tema del suicidio, al que muchos han recurrido como último recurso ante un panorama negativo, del que no hallan una solución.

Expuso que estudios recientes revelan que en el área metropolitana los jóvenes que tienen algún trastorno mental (depresión, ansiedad o angustia, entre otros) muestran tendencias suicidas o incluso ya tienen un plan para quitarse la vida, en tanto que 82 por ciento del total de los chavos con problemas emocionales al menos ha intentado quitarse la vida una vez.

Además de la disfunción emocional que padecen, hay condicionantes que se le suman al estado caótico en que se ven sumergidos, como son las adicciones al alcohol y drogas, el maltrato en la infancia, el aislamiento social, desempleo, pérdida de algún familiar y la ruptura de relaciones, que aunque en la adolescencia parecerían insignificantes, para este grupo de la población son determinantes en su vida.

Con base en datos recabados por el INEGI en 2009, de 60 suicidios registrados en ese año en menores de edad, 51 fueron en jóvenes de entre 15 y 25 años. El rango más alto es de varones entre los 20 y 24 años, mientras que en las mujeres, la edad en que se suicidan es de los 14 a los 19 años.

“No debemos olvidar que el suicidio constituye un problema de salud pública muy importante, pero en gran medida prevenible”, dijo la diputada Barrera.

A través de un punto de acuerdo, en el que solicita a las dependencias locales actuar para prevenir el suicidio juvenil, argumenta que el derecho a la salud mental tiene que garantizarse en todos los habitantes de la ciudad, y aunque antes era un tema tabú en la sociedad, hoy en día el entorno urbano ocasiona problemas mentales que requieren atención, siendo el más recurrente el estrés.

Rocío Barrera comentó que en el caso de los jóvenes, los problemas de salud mental se acentúan con el bullying, pues en la escuela padecen maltrato por parte de compañeros en una edad en la que desarrollan su identidad, sus preferencias sexuales y toda una serie de herramientas para el futuro, que al ser vulneradas los coloca en situaciones difíciles de enfrentar, señaló.

Sin responder aún al exhorto de la legisladora, la Secretaría de Salud del DF anunció hace unas semanas que capacitará a 400 médicos de clínicas públicas para que detecten trastornos mentales en jóvenes, niños, adultos y adultos mayores, y reciban el tratamiento necesario evitando que se agrave el padecimiento a decisiones como el suicidio.

Comentario:

Tal vez, parece heroico, pero ¿no es un escape a ciertos problemas que no tienen la fuerza para resolver de manera constructiva? 
Un ser humano es una criatura vulnerable, un pequeño deseo de autoprotección y llenado.

Por eso es que la falta de llenado, un sentimiento de vacío, se siente como un sufrimiento del cual uno quiere deshacerse,
posiblemente, escapando de la propia existencia.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *